Primer «puñetazo» al pirateo de la Playstation 3

martes, 7 de septiembre de 2010

Un tribunal federal de la ciudad de Melburne ha extendido hoy de manera indefinida la prohibición de importar, distribuir y vender en Australia el dispositivo PSJailbreak, que permite utilizar juegos piratas en la consola PlayStation 3 de Sony.
 


El fallo judicial, que supone la primera batalla legal que gana Sony contra esta aplicación, afecta a las compañías ModSupplier, OzModChips Australia y Quantronics, y al suministrador, China Sun Trading Limited, según la edición digital del Sydney Morning Herald. En el fallo, la jueza Julie Anne decidió además que Sony reciba una indemnización aún por determinar.
Un portavoz de Sony declaró tras conocer la sentencia que continuarán la lucha contra los hardware y software que vulneran los derechos de la propiedad intelectual que le corresponden.
Sony litiga en Estados Unidos contra la sociedad Zoomba por vender a través de la Red este mismo dispositivo.
A pesar de la victoria jurídica del gigante japonés en Australia, la sentencia se produjo después de que una versión del código de PSJailbreak se distribuyese por internet.

Con la tecnología de Blogger.